Blog sobre desatascos y mantenimiento de redes de saneamiento
consejos para ahorrar agua en casa

Consejos para ahorrar agua en casa

Ahorrar siempre está bien para nuestro bolsillo, pero ahorrar agua es también ayudar al medio ambiente.

El agua es un bien escaso y muy valioso, cuyo consumo excesivo influye negativamente en nuestro medio ambiente. En las sociedades avanzadas, no siempre estamos concienciados de la importancia y escasez de este recurso. Pero hay un dato incuestionable: en la actualidad, casi 800 millones de personas en el mundo no tienen acceso a agua potable.

En nuestro país gastamos en el entorno doméstico unos 126 litros de agua al día por habitante. Ahorrar agua en nuestro hogar, sin embargo, es mucho más sencillo de lo que parece. Tan solo has de aplicar unos pequeños trucos y tener en cuenta ciertos detalles para conseguirlo, sin renunciar a casi nada.

El primero de nuestros consejos para ahorrar agua es, precisamente, cerrar los grifos mientras no los estás utilizando. Al afeitarnos, enjabonarnos, cepillarnos los dientes o fregar los cacharros, algunas personas tienen la costumbre de dejar correr el agua, lo que produce un evidente despilfarro innecesario que puede evitarse fácilmente. También es importante, por otra parte, ducharnos en vez de bañarnos, ya que genera un ahorro de agua superior al 50 %.

Optimizar el uso de los electrodomésticos es otra pauta imprescindible para mejorar nuestro consumo de agua. Lo ideal es utilizar la lavadora y el lavavajillas cuando se encuentran absolutamente llenos. De este modo, se aprovecha al máximo el caudal de agua disponible y se evita tener que repetir de nuevo el proceso, por segunda o tercera vez, al cabo de unas horas. De hecho, hay estudios científicos que revelan que llenando la lavadora antes de utilizarla se pueden ahorrar entre 2.500 y 2.800 litros mensuales. Siempre que sea posible, además, conviene lavar los cacharros a mano, en vez de utilizar el lavavajillas, para incrementar nuestro ahorro.

Otra forma imperceptible, pero eficaz, de ahorrar agua pasa por introducir dos botellas dentro de nuestra cisterna, los cual impedirá que esta se llene por completo en cada ocasión y nos permitirá ahorrar entre 2 y 4 litros cada vez que tiremos de la cadena. En este sentido, también es esencial dejar de utilizar el inodoro como papelera, lo que nos evitará un significativo gasto de agua. Reutilizar el agua usada para aplicaciones secundarias, como puede ser regar las plantas, es, asimismo, otra fórmula interesante.

En cualquier caso, el principal consejo para ahorrar agua que podemos darte es vigilar permanentemente el buen estado de las cañerías, los conductos y los grifos de casa. Una fuga en el inodoro genera un gasto innecesario de hasta 200.000 litros al año. Periódicamente es preciso encargar a fontaneros profesionales la revisión de las instalaciones, para prevenir esas fugas y esos escapes causados por su mal estado. Y, desde luego, es imprescindible llamar a una empresa de fontanería en cuanto se detecta una repentina subida del consumo.

COMPARTE

Deja un comentario